20 claves de gestión del tiempo para emprendedores

El tiempo es una de esas “cosas” que tenemos y que a menudo menos valoramos. Como pensamos que es ilimitado solemos malgastarlo o perderlo en actividades y tareas poco productivas. Pero el tiempo es un bien escaso que todos tenemos como un reloj que funciona en modo “cuanta atrás”. En más de una ocasión una gestión eficaz del tiempo nos puede permitir obtener mayores rendimientos y productividad pero es necesario saber a gestionarlo de la forma adecuada.

gestión del tiempo

20 claves de gestión del tiempo

Étienne Garbugli es un famoso consultor y emprendedor canadiense que recientemente ha publicado el libro, Lean B2B: Build Products Businesses Want. Hace un par de años recopiló en una presentación sus  “26 Time Management Hacks I Wish I’d Known At 20.” Aquí resumo las más importantes.

1. Siempre hay tiempo

La gestión del tiempo es una cuestión de prioridades. Si no terminas algo a tiempo, es porque no lo consideraste urgente o lo suficientemente agradable para darle prioridad por delante de cualquier otra cosa que estuviera haciendo.

2. Los días siempre se llenan más rápido de lo que uno espera

Planifique un tiempo de reserva. Sea realista y cuente con solo 4 o 5 horas de trabajo verdadero por día.

3. Trabaja más cuando estés centrado en el foco de la tarea

Algunos días está desenfocado, otros días usted será capaz de mantener su atención durante 12 horas seguidas. Aproveche estos últimos.

4. Deja la multitarea

El cerebro consume energía al reajustar el enfoque de una tarea a otra. Si pasas el día haciendo múltiples tareas a la vez, estás agotando tu cerebro.

5. Estamos más centrados y somos más productivos cuando el tiempo es limitado

El trabajo siempre parece encontrar una manera de llenar el espacio que se le asigna. Establece plazos más cortos para cada tarea.

6. Arrancar es la mejor manera de trabajar

Comience con pequeñas tareas para coger el ritmo. Una vez que haya arrancado, enfrente las tareas más grandes y complicadas.

7. Trabaja de forma iterativa

La expectativa de hacer las cosas a la perfección es sofocante. Recuerda que “un buen plan ejecutado hoy es mejor que un plan perfecto ejecutado la próxima semana“. No es lo mismo ser eficaz que ser eficiente.

8. Más horas de trabajo no significa más productividad

No te engañes pensando que sentado en el escritorio de alguna manera extraerás trabajo de ti. Haz lo que pueda para terminar la tarea durante el horario regular.

9. Separa las tareas “no pensantes” de las estratégicas

Si durante la ejecución de sus tareas se tiene que detener a pensar, está bajando la productividad. Idealmente, piensa primero y ejecuta después.

10. Planifica las reuniones importantes temprano en el día

El tiempo previo a un evento a menudo se desperdicia. Si tiene una reunión importante a las 4 pm, es posible que no pueda trabajar todo el día por la ansiedad. Si sales de eso temprano, pasarás el resto del día tranquilo.

11. Programa reuniones y comunicaciones por correo electrónico o teléfonos seguidas en un bloque ininterrumpido

Así evitas interrupciones el resto del día.

12. Trabaja en torno a la procrastinación

Trabaja intensamente durante un buen rato, y luego puedes procrastinar. Utiliza el método Pomodoro: desglosa tu trabajo en incrementos de 25 minutos con descansos de cinco minutos en el medio.

13. Divide una tarea enorme en bloques manejables

En lugar de enfocarte en ganar el Campeonato, centra tu atención en lo que tienes justo delante en el momento, cada jugada. Recuerda a Al Pacino en la película “Un domingo cualquiera“: “pulgada a pulgada

14. No hay dos tareas que tengan la misma importancia

Siempre prioriza. Sé muy cuidadoso con las listas de tareas pendientes, aunque son formas eficaces de programar tu día, no permitas que una tarea como “organizar el escritorio” esté a la par de “preparar impuestos”.

15. Conoce siempre la única cosa que realmente tienes que hacer durante el día

De todo lo que tienes que hacer, identifica cual es la tarea más importante y enfoca tus energías en ella, para terminarla lo antes posible.

16. Delega y aprender a hacer uso de otras personas

Para ser realmente eficaz, tienes que superar el miedo a entregar tu trabajo a otra persona. Si algo puede ser hecho un 80% bien por otra persona, ¡delega! según John C. Maxwell, autor de How Successful People Think: Change Your Thinking, Change Your Life.

17. Olvídate de ayer

Piensa solo en hoy y mañana. No te distraigas con los éxitos o fracasos del pasado.

18. Establece plazos para todo

No dejes que las tareas sigan indefinidamente. Pasar demasiado tiempo en un proyecto o mantenerlo en un segundo plano durante demasiado tiempo dará lugar a un estancamiento.

19. Siempre tome notas

No asumas que recordarás toda buena idea que te viene a la cabeza durante el día. No importa si se trata de un bloc de notas, pizarra blanca o una App en el smartphone; sólo escríbelo.

20. Anota los pensamientos no relacionados que aparecen cuando estás concentrado en algo

Así evitarás que te distraiga.

Libros citados:
 

email

Sobre el autor

Jesus A. Lacoste

Psicólogo. Fundador y CEO de SoyDigital Network, empresa especializada en IT & VoIP Business Solutions. Profesor MBA en la Universidad Europea de Canarias y en Hispanic American College (New York). Online desde 1996. Todo lo que hago es porque creo sinceramente que puede aportar valor a la vida o los negocios de otros.

2 Comentarios

  1. Hugo Eirabella

    Muchas gracias por vuestro artículo. Yo hace unos meses empecé a preguntarme por qué no daba alcanzado ninguno de los objetivos que me proponía y empecé a darme cuenta la gran cantidad de tiempo que perdía respondiendo a emails, charlando sobre tonterias, volviendo a concentrarme, estando a miles de cosas al mismo tiempo…nuestro tiempo es sagrado y es una obviedad que no sabemos gestionarlo. Yo os recomiendo que empecéis a preguntaros cuántas horas de trabajo realmente las pasáis trabajando, porque los resultados son increibles. Creo que este post sobre las claves para la gestión del tiempo también puede ayudar a entender un poco más cómo hacerlo.

    Responder

Deja un comentario