2012, el principio…. ¿del fin de la crisis?

Cada vez que hablo con mi hijo de este nuevo año recién estrenado, él siempre me recuerda el fin del mundo anunciado en la película.

No creo en en tragedias de ese tipo pero la crisis que atenaza, sobre todo a España, sí me preocupa y lo veo como algo más alarmante que debe forzar a los gobiernos para buscar lo antes posible las vías más rápidas y fáciles para salir de este atolladero. 2011 fue un año muy desgraciado. La crisis económica se ha apoderado de Europa y los países más vulnerables como España han sido los peor parados (no digo nada sobre Grecia o Portugal). Las hipotecas subprime, la bancarrota de Islandia, el recate de Irlanda, Grecia y Portugal….. más el alto índice de paro de España (entre la población joven llega al 40%) son escenarios reales que sí están destruyendo parte de la economía y sociedad del siglo XXI. Para este nuevo año las cosas no pintan excesivamente bien. No hay, de momento, indicadores que nos puedan tranquilizar. La recuperación de la actividad económica todavía no es ni pequeño brote. ¿Veremos en el tercer trimestre de 2012 indicios de reactivación? ¿Estamos ante el principio del fin de la crisis?

Mucho me temo que todavía es demasiado pronto para ese tipo de predicciones. Veremos cómo evoluciona la Bolsa, cómo se gestiona la reforma laboral, si hay incentivos para la creación de empresas o puestos de trabajo, si los impuestos no ahogan a los empresarios, si el IVA no lo tienen que soportar los autónomos antes de haber cobrado las facturas,…. El ajuste tiene que se grande: las Cajas lo cifran en 40.000 millones. Si los gobiernos y los bancos centrales de cada país logran aunar esfuerzos y ponerse de acuerdo sobre las medidas que deben tomar, los ciudadanos lograremos ir viendo un poco de luz al final de este oscuro túnel, pero si el desacuerdo entre los gobernantes, los directores de los Bancos y los grandes fondos de inversión no se ponen de acuerdo para remar juntos….. seguiremos viviendo en la zozobra continua y navegando a la deriva, dando bandazos sin rumbo fijo. Olivier Blanchard, economista jefe del Fondo Monetario Internacional, repasa cuatro lecciones que nos deja 2011 y que habrá que tener en cuenta para sacar a la economía de la crisis.

También cada uno de nosotros podemos hacer algo para cambiar el statu quo de las cosas: en nuestra mano está seguir exigiendo a los políticos que nos gobiernan una gestión más eficaz de los recursos, que no derrochen, que luchen contra la corrupción, que fomenten la transparencia,…. y en el orden de nuestra vida ordinaria también podemos contribuir administrando mejor nuestros propios ingresos y, sobre todo, educando a nuestros hijos y jóvenes para que aprendan a amar lo que tienen, a hacer un uso más eficiente de la luz, del agua, de la ropa, de los juguetes,…. Si logramos hacerles comprender que todo es limitado y que alcanzar una meta supone realizar un trabajo con esfuerzo estoy seguro que estaremos en el inicio del fin de la crisis, y no solo económica; lograremos poner los pilares para construir una sociedad más sostenible, sólida y con futuro.

email

Sobre el autor

Jesus A. Lacoste

Psicólogo. Fundador y CEO de SoyDigital Network, empresa especializada en IT & VoIP Business Solutions. Profesor MBA en la Universidad Europea de Canarias y en Hispanic American College (New York). Online desde 1996. Todo lo que hago es porque creo sinceramente que puede aportar valor a la vida o los negocios de otros.

Deja un comentario