Las 10 verdades que nadie te cuenta sobre los emprendedores y las start up

Estamos viviendo una etapa donde todo el mundo habla de la importancia y necesidad de los emprendedores. De repente nos hemos dado cuenta que crear empresas es fundamental para poder sobrevivir como país. Parece que hay un ambiente mágico donde emprender es sinónimo de éxito, dinero y fama. Sin embargo nadie está ofreciendo una perspectiva realista sobre el hecho de crear una start-up, sus dificultades y miserias.

Start Up

Image courtesy of FreeDigitalPhotos.net

Desde mi humilde punto de vista y con el bagaje acumulado durante 13 años luchando por sacar adelante una empresa de base tecnológica como SoyDigital Network, propongo reflexionar sobre los puntos negros que van implícitos con el hecho de emprender.

1.- No es oro todo lo que reluce

Oirás cantos de sirenas sobre las bondades y enriquecimiento que lograrás si emprendes tu propio negocio. Sin embargo para alcanzar el éxito tendrás que luchar 12 horas al día durante muchos años y aún así no es seguro que logres ‘forrarte’. De hecho con suerte lo más probable es que logres vivir de la empresa pero no creas que es fácil ni automático crear una empresa que luego vendes a Google o Apple por una millonada. Eso solo ocurre en los cuentos de hadas y una vez entre un millón en la vida real.

2.- El día no tiene 24 horas

Para los demás sí, pero para el emprendedor, no. Cuando creas una start-up el horario que tiene tu vecino o tu mujer/marido de 8 a 15 para ti es sólo una ilusión. Buena parte del éxito es consecuencia del trabajo y el esfuerzo así que no hay jornadas de 8 horas. Para el emprendedor la media jornada son 12 horas de trabajo continuado. Comes y trabajas, vas al baño y trabajas, paseas y trabajas. Si además tu negocio está relacionado con Internet, la conexión a través de smartphone y tablet hará que estés 24 horas al día trabajando.

3.- Los asesores externos también cobran

A lo mejor creías que el asesor contable, el fiscal, el abogado, el asesor laboral,…. trabajaban gratis. Pero no. Son profesionales, como tú, y también cobran por lo que son gastos que debes tener bien contabilizados en tu excel para poder llegar a final de mes. Puedes empezar con programas gratuitos pero si lo que pretendes es dedicarte al negocio tendrás que dejar cada tarea al profesional correspondiente… y pagarles.

4.- Tú solo no puedes hacer casi nada

Eres una persona muy lista e inteligente, sabes mucho de muchas cosas pero aún así NO puedes ocuparte de todo. Por eso necesitas rodearte de un equipo de personas que sean como mínimo tan inteligentes como tú. Delega funciones y haz que todo el grupo trabaje al unísono. Pero no lo intentes tú solo porque tus manos y tus capacidades, aunque no lo creas, son limitadas.

5.- El dinero es limitado

Te darás cuenta en el segundo mes. El dinero es finito. No puedes gastar y gastar alegremente porque si no generas caja y los clientes no llegan, cerrarás antes de lo previsto. Planifica bien todos los ingresos que tienes, el dinero de los inversores,… y distribúyelo adecuadamente de tal forma que puedas sacar un euro por cada uno invertido. No despilfarres alegremente creyendo que te van a llover los clientes en cuanto abras la puerta. Los planes de negocio son papel y lo aguantan todo pero la realidad siempre es otra.

6.- Eres esclavo de tus trabajadores y de tus clientes

Ser emprendedor implica gestionar el tiempo pero eso no quiere decir que seas libre. Tienes que pensar que has de trabajar para ganar clientes y poder pagar tu nómina y la de tus empleados. Así que durante los primeros meses soñarás con clientes y con trabajadores. Sus nóminas, sus ingresos, los beneficios, el cash-flow,…. rondarán por tu cabeza cada vez que se acerque el final de cada mes. Eres el líder de una empresa que tiene que generar ingresos para pagar a los empleados, a los proveedores y hasta que la cuenta bancaria no goce de buena salud, esto te generará más de una pesadilla.

7.- El éxito no es seguro ni inmediato

Si en algún momento has pensado que vas a crear un Google o un Twitter o Facebook, mejor déjalo. Son casos contados los que logran el éxito de forma segura e inmediata. Tal vez tú lo logras pero me atrevo a pronosticar que estarás en entre el 95% de emprendedores que no logran crear una empresa con presencia mundial y grandes cifras de negocio. Y además aunque lo consigas, casi nunca será de forma rápida. El éxito es como practicar sexo sin protección. Solo de vez cuando ocurre que tras hacer el amor se produce un embarazo y el niño nace a los 9 meses. El éxito aparece a veces pero solo tras muchos meses de trabajo.

8.- Ser hombre/mujer orquesta

No por tener un MBA vas a disfrutar del mejor despacho o te van a traer los cafés. El emprendedor tiene que ser versátil para realizar múltiples tareas: desde las más simples como contestar el teléfono hasta el desarrollo del negocio. Tendrás que saber algo de cuentas, de fiscalidad, de contratos laborales, de relaciones humanas,… y además ser un especialista dentro de tu nicho de negocio.

9.- Hay que saber bailar con la más fea

Es algo que tarde o temprano tendrás que hacer en alguna ocasión. Emprender no es un camino de rosas. Tendrás que atravesar malos momentos, cruzar desiertos y afrontar crisis. Asumir desde el principio que habrá que pasar malos momentos te ayudará a sobrellevarlos cuando éstos aparezcan.

10.- Y quién ta ha dicho que fuera fácil

Tal vez en otros momentos sociales-económicos o a lo mejor en otros lugares más propios para el desarrollo de negocios sea fácil emprender; pero ahora en España iniciar un negocio es un proceso difícil, costoso y hasta arriesgado. Se puede sí, pero fácil no lo es. Si alguien te hace creer que esto ‘coser y cantar’ no le creas; te está engañando o embaucando.

 A pesar de todo, seguramente sigue mereciendo la pena emprender pero no está de más tener en cuenta estas diez verdades. Y tú ¿qué opinas?

Subscríbete para no perderte futuras entradas. Suelo publicar varias veces a la semana para que siempre te encuentres un post nuevo cuando vuelvas al blog… y TODOS LOS VIERNES UNA HISTORIA INSPIRADORA  ;) Si te apetece sígueme en Twitter.

email

Sobre el autor

Jesus A. Lacoste

Psicólogo. Fundador y CEO de SoyDigital Network, empresa especializada en IT & VoIP Business Solutions. Profesor MBA en la Universidad Europea de Canarias y en Hispanic American College (New York). Online desde 1996. Todo lo que hago es porque creo sinceramente que puede aportar valor a la vida o los negocios de otros.

Deja un comentario