Coach, coaching: qué es, para quién, cuándo y por quién.

El término coach procede del nombre de un carruaje del siglo XV, utilizado en la ciudad húngara de Kocs, con un sistema de suspensión muy cómodo para los viajeros que hacían el trayecto entre Viena y Budapest. Por diversos avatares de la historia, a partir de 1850 se empieza a utilizar en las universidades inglesas para designar a la figura del entrenador o tutor, primero académico y, posteriormente, deportivo. A partir de 1960 el término se aplicó también a programas educativos  y, más adelante, se fusionó con el coaching empresarial en Canadá, considerándose, a partir de 1980, como una profesión con formación y credenciales específicas.

Hoy en día, en ámbitos como el deportivo o en el desarrollo del liderazgo es reconocido como un método de gran eficiencia. Actualmente cuando hablamos de coach nos referimos a un facilitador que trabaja en el plano mental y puede que también en el físico. Y cuando hablamos de coaching, hacemos referencia a una actividad que consiste en facilitar que otra persona alcance un propósito determinado trabajando sobre la forma en que aborda ese tema. Podríamos decir que el coach es un entrenador mental.

La ICF (International Coach Federation), principal asociación profesional a nivel mundial, define el coaching como la “relación profesional continuada que ayuda a obtener resultados extraordinarios en la vida, profesión, empresas o negocios de las personas. Mediante el proceso de coaching, el cliente profundiza en su conocimiento, aumenta su rendimiento y mejora su calidad de vida“.

El coaching actualmente se aplica a todas las áreas de actividad de las personas, desde el deporte a la salud o el trabajo. Sin embargo, donde ha adquirido una especial relevancia es en el ámbito de las organizaciones (tanto en el plano individual como en el colectivo o de las relaciones). Lo ofrecen personas procedentes de diferentes ámbitos, con cualificaciones (también psicólogos) y experiencias previas muy variadas. Para su formación existen variados programas y títulos ofrecidos tanto por academias privadas como por Asociaciones o instituciones educativas ‘oficiales’. Incluso hay personas que se presentan como coaches sin haber realizado ninguna formación acreditada para ello y sin ningún filtro de entrada, basándose en su experiencia previa o en la lectura de textos temáticos, tal vez sin ninguna experimentación.

El coach y el coaching es por tanto un heterogéneo mundo donde se mezcla la autoayuda, la psicología científica, la buena fé y los deseos de prosperidad. Es una especie de mare magnum donde a veces navegan inocentes que son atrapados por voraces tiburones que aprovechan los tiempos de crisis para vivir a costa de prometer un futuro mejor para sus ‘víctimas’. Como los libros de autoayuda, también el coaching es algo útil si es realizado por un profesional, preferentemente con titulación universitaria en Psicología o al menos con formación reglada vinculada a la Psicología y/o por ejemplo la International Coach Federation (esta federación internacional establece tres grados: ACC para coaches con 100 horas de desempeño profesional, PCC para 750 horas y MCC para 2500 horas, además de unos requisitos de formación continua y supervisión).

Todos somos susceptibles de realizar este tipo de entrenamiento ya que todos tenemos lagunas, en la vida personal y/o profesional, que mejorar. Cuándo hacerlo es una decisión personal que puede venir motivada por la falta de éxito tras numerosos esfuerzos o por el deseo legítimo de prosperar tanto como persona como en la empresa.

Y tú, ¿practicas el Coach? ¿lo has recibido? ¿crees en esta disciplina?

Por favor, si tienes alguna sugerencia o propones algo, deja tu comentario. 

Subscríbete para no perderte futuras entradas sobre el tema y si te apetece sígueme en Twitter. Suelo publicar todos los días de la semana para que siempre te encuentres un post nuevo cuando vuelvas al blog… ;)

Sobre el autor

Jesus A. Lacoste

Psicólogo. Fundador y CEO de SoyDigital Network, empresa especializada en IT & VoIP Business Solutions. Vice-President of Inspiring Committed Leaders Foundation (New York). Profesor MBA en la Universidad Europea de Canarias. Online desde 1996. Todo lo que hago es porque creo sinceramente que puede aportar valor a la vida o los negocios de otros.

4 Comentarios

  1. Alejandro Fariña

    Antes de nada felicidades por el blog, ya cuenta con un nuevo seguidor 😉

    En cuanto a este artículo es fantástico y muy ameno, tratando el tema de manera clara y sencilla, sin recurrir a “demasiadas complejidades algorítmicas”.

    Me gustaría conocer tu opinión sobre mi blog, donde trato sobre Liderazgo, Motivación, Coaching Empresarial , y otros temas relacionados.

    Felicidades por este articulo.

    Responder
    • Jesus A. Lacoste

      Muchas gracias Alejandro.
      He estado viendo tu blog y parece interesante; además me gustan las moralejas!!!
      Ánimo y a seguir escribiendo!!

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Share This