Cómo impulsar decisiones sin decir una palabra

por | Nov 24, 2014 | Desarrollo personal, Liderazgo y Management, Psicología

Normalmente, los líderes consiguen apoyo para una idea hablando – y mucho. Detallan los beneficios, dan razones por las cuales hay que apoyarla, etc. Lo hacen con pasión y entusiasmo. En el mejor de los casos, se ganan la fama de ser habladores, arrogantes e inseguros. En el peor de los casos, no se toma la decisión por falta de apoyo o resistencia.

Cómo impulsar las decisiones

Existe una mejor forma de tomar decisiones y lograr que la gente apoye su implementación: quedarse callado. Siga estos pasos:

1. Conozca su objetivo

Al dirigirse a la reunión, tenga claro el resultado deseado. ¿está buscando apoyo para su recomendación? ¿quiere reclutar a algunos jugadores clave? Si es explícito sobre los objetivos a lograr, mejorarán las probabilidades de lograrlo. Arranque la reunión expresando dicho objetivo, en forma positiva: “Estamos aquí para…

decisiones

Image courtesy of jesadaphorn at FreeDigitalPhotos.net

2. Sepa cuándo entrar

Una vez establecido el objetivo, provea un resumen general y diga “basado en esto, quisiera escuchar perspectivas del grupo sobre cómo avanzar con la idea”. En ese punto, cállese y deje que conversen y vea hacia donde se dirige. En la discusión, el equipo encontrará argumentos a favor y en contra, agregarán ideas e información, etc. Deje que procedan sin presión y que resuelvan las objeciones en forma natural; siempre que avance la discusión hacia el objetivo, resista la tentación de abrir la boca. Preste atención a las preguntas y preocupaciones. Identifique a los participantes clave. Mientras todos hablan, usted recolecta inteligencia y ellos se “adueñan” del resultado.

3. Sepa cuándo conducir

Si la conversación se desvía, condúzcala de nuevo a su curso. Usualmente esto solo requiere de un pequeño toque. Por ejemplo, una pregunta ligera puede hacer el trabajo, algo como “entiendo la preocupación por ____. Qué tipo de apoyo hace falta para aprobar ____?”. Así aclara la objeción y lo pone a trabajar en su propia solución. Con estas pequeñas correcciones, puede mantener la conversación fluyendo en la dirección correcta y hacer que el grupo se haga dueño de la idea.

Te interesa:   Cómo crear equipos de trabajo altamente eficaces

4. Si toman la decisión, apoyarán la decisión

Al dejar que el equipo tome la decisión a su propio paso y sin presiones, está asegurando que la apoyen.

Entradas más recientes

Pin It on Pinterest

Shares
Share This