EmprenderPsicología

¿Tienes miedo a emprender?

miedo a emprender Posted On
Escrito por Jesús A. Lacoste

El miedo a emprender es transversal a todos los emprendedores. El temor de iniciar un negocio y que fracase es un gran paralizante. El miedo al fracaso es una de las causales principales de por qué tan pocas personas logran convertirse en empresarios.

Pero el miedo al fracaso se puede afrontar y superar. Para ello, se necesita descubrir lo que significa en términos más específicos.

Aprende a tomar decisiones para triunfar

Miedo a emprender

A mí, como emprendedor con más de veinte años de experiencia empresarial, me preocupan principalmente tres cosas:

  1. No tener la suficiente habilidad o conocimiento para dar con la idea correcta.
  2. Me preocupa perder todo el tiempo y dinero que estoy por invertir en la idea que quiero transformar en negocio.
  3. Siento bastante temor de que mi idea de negocio fracase y las personas que dudaron de mi proyecto se enteren y me consideren un tonto.

El experto en marketing y autor de best sellers, Seth Godin, ha abordado extensamente el primer miedo. Dice, con mucho acierto, que la mayoría de las personas que se dedican a comprar libros sobre el espíritu empresarial, nunca llegan más allá de la etapa de soñar porque «interiormente piensan que no tienen lo necesario para triunfar».

No sé si ese es el miedo más común de iniciar un negocio. Me gustaría que fuera así. Pero me temo que demasiados emprendedores tienen el problema contrario y es que no se dan cuenta de que no tienen lo que necesitan para tener éxito.

Si tienes ese miedo, de no estar preparado para concretar tu idea de negocio porque no cuentas con las habilidades necesarias, deberías considerarlo, ya que existe un 90% de probabilidades de que lo que estás sintiendo sea correcto.

Te interesa:   Diccionario básico para emprender / 34: SEO y SLA (Service Level Agreement)

La regla número uno de la creación de riqueza es invertir sólo en lo que se sabe. Entonces si piensas que podrías no saber lo suficiente acerca del negocio que quieres emprender o que no tienes los recursos correctos, probablemente estés en lo correcto al dudar.

Con esto que te digo no pretendo que te sumerjas en este temor y que tires tu idea a la basura. Al contrario, creo que la mejor solución para enfrentar este miedo es poner tu plan en espera y adquirir la experiencia para saber lo que necesitas saber.

10 cosas que debes dejar de hacer ahora mismo para triunfar en la vida y los negocios

Si tu temor es sentirte profundamente avergonzado por un error en los negocios, deberías avanzar, aunque te cueste.

Para superar este miedo te recomiendo que imagines el peor resultado posible y visualiza el hecho de estar emocionalmente bien con ese resultado catastrófico.

Otra cosa que puedes hacer es ser un poco humilde cuando anuncias tu nuevo proyecto. En lugar de andar alardeando sobre todo el dinero que vas a ganar, mantén un perfil bajo o descomprime tu temor utilizando un poco de humor diciendo: «Esta es probablemente una terrible idea de negocio, pero voy a intentarlo«.

Temor a perder tiempo y dinero

Ahora bien, si tu miedo es perder tiempo y dinero, entonces necesitas seguir el siguiente protocolo:

Mantén tu trabajo actual y todos sus ingresos actuales

No caigas en lo que a muchos emprendedores les sucede cuando inician un negocio: abandonar su seguridad económica por su idea. Sí, puede ser difícil complementar tu emprendimiento con tu actual trabajo, pero vale la pena ya que si tu idea fracasa no vas a quedar a la deriva y si te transformas en un emprendedor exitoso podrás dejar el trabajo por la puerta ancha.

Te interesa:   Historias inspiradoras: Elvis Presley, el chico que no sabía cantar y... fue el rey del rock

Comienza el negocio en tu tiempo libre.

Esto tiene mucha relación con el punto anterior. Si eres capaz de organizar tus tiempos y sacar adelante tu proyecto mientras mantienes tu actual empleo, después cuando tu negocio sea un éxito tu capacidad de organización estará afinada.

Ocupa un par de días en crear un plan de negocios breve,

identifica por qué crees que tu producto puede venderse y hacé un análisis de costo beneficio. Recuerda que este plan no debe exponerse en más de cuatro páginas.

Debes probar tu estrategia de venta «óptima» y crear un plan para vender:

cómo vas a colocarlo, cuánto vas a cobrar, qué medios utilizarás para anunciar y qué tipo de publicidad que va a necesitar para obtener el mejor resultado.

Debes encontrar cómo probar, de la forma más barata posible, tu estrategia de venta.

Si tu producto encaja dentro del mercado minorista puedes, por ejemplo, considerar la venta de tu producto en alguna feria o mercado de pulgas y así evaluar la condición en la que se encuentra tu producto y cómo es visto por tus potenciales clientes.

Tienes que considerar un flujo de efectivo

que te permitirá aumentar la comercialización inicial. Si la prueba de tu producto tiene resultados positivos, necesitarás más dinero.

Si es posible, consigue a alguien que actúe como tu mentor

que esté dispuesto a enseñarte lo que necesitas saber y que te ayude a tomar las decisiones correctas.

Por último, siempre considera al miedo como una forma de estar alerta. Por lo tanto, piensa en él como una emoción útil que te permitirá dar pasos con sensatez y prudencia, desarrollando una estrategia de negocio óptima que te permita ir creciendo en el tiempo.

Te interesa:   El perfil emprendedor de: Javier Arias, google.com

Si crees que tienes lo que se necesitas para comenzar esa idea de negocio, no dejes que el miedo a la vergüenza o el temor de perder tiempo y dinero te saquen de tu camino. Eso sí, siempre mantén el riesgo bajo y tus sueños en alto.

Related Post

Deja un comentario

Pin It on Pinterest

Shares
Share This